Piden a empresas crear programas de reducción de emisiones

La solicitud se hace como parte del Plan Integral de Gestión Estratégica de la Calidad del Aire para el Área Metropolitana de Monterrey.

Como parte del Plan Integral de Gestión Estratégica de la Calidad del Aire para el Área Metropolitana de Monterrey (PIGECA), el gobierno del estado, a través de la Secretaría del Medio Ambiente, está haciendo un llamado a las empresas contaminantes a crear un programa de reducción de contaminantes.

Mediante el oficio se explica que el gobierno estatal con el apoyo técnico del Clean Air Institute, está trabajando en la preparación de dicho plan, pues indican que en el área metropolitana el número de muertes por PM2.5 alcanza al menos los 2,500 habitantes cada año, un costo de más de 5,000 millones de dólares.

“Me dirijo a usted para reiterar de parte de ambas instituciones la invitación a la empresa a su cargo a participar proactivamente en la construcción del PIGECA, el cual establecerá metas viables y acciones concretas para reducir la contaminación atmosférica a lo largo del período 2023-2033.


“Solicitamos a usted que su representada presente un programa individualizado de reducción de emisiones de contaminantes criterio. Este programa deberá contener un diagnóstico de las oportunidades de reducción de emisiones por fuente(s) y contaminante(s) de la empresa, las metas anuales de reducción de emisiones que se pretenden alcanzar, las acciones a ser realizadas y una estimación de las inversiones necesarias que serán comprometidas”, se lee en el oficio.


La empresa tendrá un plazo no mayor a dos meses, desde que se envíe el oficio, para enviar la propuesta de su plan, por lo que la Secretaría indicó a las empresas que estará a su disposición para atender posibles dudas, comentarios y solicitudes, así como brindar la retroalimentación correspondiente.

En el oficio también se da a conocer que la contaminación del aire afecta severamente la salud de todos los habitantes del Área Metropolitana de Monterrey, principalmente niños, personas de la tercera edad y otros grupos vulnerables, por lo que se llama a ser responsables e involucrarse en la solución.