FBI busca a madre e hija de Texas desaparecidas en Monterrey

El FBI difundió las fichas de búsqueda de Jessica García Rojo y su madre, Juana Marcela Rojo, que desaparecieron tras viajar por carretera a Nuevo León.

El FBI continúa buscando información sobre Jessica García Rojo, de 17 años, y su madre, Juana Marcela Rojo, de 55 años, residentes de Hebronville, Texas, quienes desaparecieron en Nuevo León.

Las dos mujeres fueron vistas por última vez el 15 de mayo, cuando cruzaron desde Laredo, Texas, a Nuevo Laredo, México, alrededor de las 9 p.m. Según informaron funcionarios del FBI, su última ubicación conocida fue cerca de Monterrey, Nuevo León.

Jessica y Juana estaban conduciendo una Dodge Caravan blanca con placas de Nuevo México 609 XBC cuando desaparecieron. Jessica tiene cabello castaño, ojos marrones, mide 1.65 metros de alto y pesa 71 kilos. Juana mide 1.54 metros de alto, pesa 95 kilos, y también tiene cabello castaño y ojos marrones. Jessica tiene vínculos en la región y es bilingüe, mientras que Juana habla principalmente español.

jessica-garcia-rojo.JPG

Creen que aún siguen en México

Los investigadores creen que Jessica y Juana todavía se encuentran en México. Se insta a cualquier persona que tenga información sobre su paradero a llamar a la oficina del FBI en San Antonio al (210) 225-6741 o a enviar sugerencias en línea al FBI en tips.fbi.gov/home. La información puede proporcionarse de forma anónima.

"Aunque se desconoce el paradero de las mujeres en este momento, los investigadores creen que todavía están en México. Se insta al público a llamar", dijeron funcionarios del FBI.

La colaboración del público es primordial para ayudar a las autoridades a encontrar a Jessica y Juana y reunirlas con su familia.


Comentarios

copyright de contenido INFO7