Turista español muere tras ser atacado por un elefante

Al detener su vehículo para fotografiar una manada de elefantes con crías, el turista decidió acercarse a pie, ignorando las advertencias de sus compañeros

Carlos Luna, un turista español de 43 años, murió el pasado domingo en el Parque Nacional de Pilanesberg, Sudáfrica, tras ser atacado por un elefante.

La Policía de Mogwase, cercana a la reserva, confirmó la noticia.

Luna, residente de Ejea de los Caballeros en Zaragoza, estaba en un safari fotográfico con su prometida y dos mujeres sudafricanas.

Al detener su vehículo para observar y fotografiar una manada de elefantes con crías, decidió acercarse a pie, ignorando las advertencias de sus compañeros y otros turistas.

En ese momento, los elefantes lo atacaron y lo mataron, mientras que sus compañeros no resultaron heridos.

Fuentes oficiales españolas confirmaron la identidad de la víctima. El Ministerio de Asuntos Exteriores de España está brindando asistencia a la familia a través de la Embajada de España en Pretoria.

Pieter Nel, director interino de conservación de la Junta de Parques y Turismo de la provincia del Noroeste, explicó que los elefantes se retiraron tras el ataque sin dañar los vehículos cercanos.

Subrayó que los visitantes deben ser conscientes de los peligros en una reserva natural, recordando que los animales viven en su hábitat natural.

El Parque Nacional de Pilanesberg, establecido en 1979, es el cuarto más grande de Sudáfrica y una popular atracción turística. Nel expresó su "más sentido pésame" a la familia de Luna y calificó el incidente como aislado.


Comentarios

copyright de contenido INFO7