Urgen expertos a enfrentar reto de detener la pobreza

This browser does not support the video element.

Tras el golpe económico que dejó la pandemia, la población en condiciones de pobreza creció 5 puntos porcentuales en Nuevo León a partir de 2020

A la pobreza no sólo hay que disminuirla en Nuevo León, sino de entrada frenar su crecimiento, aseguran expertos, ya que tras el golpe económico que dejó la pandemia de Covid-19, la población en situación de pobreza creció 5 puntos porcentuales en el estado a partir del 2020 —pasó de 19% a 24%— y ante la actual espiral inflacionaria, que pega especialmente a los alimentos, el panorama se pinta aún más retador.

En Nuevo León, a finales del 2019, la cantidad de pobres era 1 millón 099, 043 personas, pero para el 2021 subió a 1 millón 425,000 personas. De estos, 130,000 están en pobreza extrema, es decir, sufren tres o más carencias sociales básicas.

Ante esto, especialistas reunidos en un foro organizado por Azteca Noreste y el periódico El Horizonte, afirman que la meta ahora no sólo es combatir, sino de entrada detener el avance de la pobreza con trabajo colaborativo, transversal y sistémico, que se lleve en conjunto con gobierno, ONG’s, universidades e iniciativa privada, como se plantea en la estrategia estatal que encabeza la secretaria de Igualdad e Inclusión, Martha Herrera, llamada La Nueva Ruta.

Así lo dijeron en el Foro: La Pobreza en Nuevo León: ¿Cómo Hacerle? La Ruta de la Inclusión para ser Iguales, transmitido en televisión abierta y también en línea ayer domingo.

En dicho foro participaron Cinthya Guadalupe Caamal Olvera, profesora e investigadora de la Facultad de Economía de la UANL; Ana Fernanda Hierro Barba, directora del Consejo Nuevo León; Enrique Gómez-Junco Blanq-Cazaux, presidente del Banco de Alimentos de Cáritas de Monterrey, A.B.P; y Edgar Martínez Mendoza, consultor, economista y especialista en monitoreo y evaluación de pobreza.



‘SÍ, HAY POBREZA’

Para quien sólo asocie a Nuevo León con prosperidad y riqueza, deberá darse cuenta de que en el estado también hay pobreza, y mucha.

En el foro se explicó que, según cifras oficiales, en Nuevo León vive en condición de pobreza una de cada cuatro personas, es decir, padecen tres o más carencias básicas, en materia ya sea de alimentación, salud, educación y/o vivienda.

Ante esto, el gobierno del estado ya instrumenta programas y estrategias, pues considera que sí pueda atenuarla, pero para ello es necesaria la parte “colaborativa” de la sociedad.

La meta que se han puesto es bajar la pobreza por lo menos a niveles prepandemia, ya que esa coyuntura disparó la problemática en cuestión de meses.

Los invitados reflexionaron acerca de la estrategia estatal llamada La Nueva Ruta, que contempla cinco vías para combatir la pobreza, que son alimentación (con el programa Hambre Cero), vivienda, ingreso, trabajo, salud y educación.

Una de las estrategias dentro de la Nueva Ruta: Incluir Para Ser Iguales es el programa Hambre Cero en el que se invierten $120 millones.

La secretaria de Igualdad e Inclusión del estado, Martha Herrera, señaló que la mayor cantidad de pobres se concentra en la zona metropolitana, mientras que la pobreza extrema se ubica en comunidades de 13 municipios, principalmente del sur del estado.

DISCRIMINA NUEVO LEÓN 2.5 MÁS VECES

Uno de los factores que apalancan la pobreza es la discriminación, por lo tanto, aparte de ingresos, también se debe trabajar en la inclusión de las personas, indicó la directora del Consejo Nuevo León.

En la entidad, según un estudio de ese órgano, se discrimina 2.5 veces más que en el resto del país. Esto repercute en que por el tono de piel de una persona o su apariencia física, sin importar sus capacidades, se le limita o niegan oportunidades de desarrollo.


PROGRAMA HAMBRE CERO

El presidente del Banco de Alimentos de Cáritas de Monterrey, Enrique Gómez-Junco Blanq-Cazaux destacó que como parte de los esfuerzos que realiza el gobierno, se destinó un presupuesto histórico de $120 millones de pesos mediante el programa Hambre Cero, pero aun así no es suficiente.

“Estamos atendiendo 22% del problema, estamos muy lejos todavía de la meta; esperamos duplicar el presupuesto” consideró Gómez-Junco Blanq-Cazaux.

Con información de elhorizonte.mx