Se tenía que decir y se dijo: Qué hacer con los carretoneros



El problema de los carretoneros persiste en la metrópoli regia, lo cual representa un peligro para el caballo, para quien lo guía y para los automovilistas

Nuevo León.- El recolector basura con carretones jalados por caballos ya es una práctica arcaica que debe ser eliminada desde todas sus variantes posibles.

Y es que representa un riesgo para el caballo, aunado al posible maltrato animal,  para quien lo guía, así como para conductores y peatones.

En una urbe como la de Monterrey aún es posible ver estas escenas en medio de avenidas llenas de tráfico.

Además, los desechos que juntan terminan contaminando ya que tienen como destino terrenos baldíos o en las márgenes de ríos. 

Ante esto, las autoridades no se pueden seguir quedando de brazos cruzados y deben aplicar soluciones a esta problemática.

COMPARTE ESTA NOTA

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de INFO7