Samuel reitera que El Cuchillo II estará listo en 2023



El gobernador de Nuevo León, Samuel García, supervisó los trabajos de la construcción del segundo acueducto de El Cuchillo

La construcción del segundo acueducto de El Cuchillo avanza de manera veloz, por lo que el gobernador de Nuevo León, Samuel García Sepúlveda, reiteró que este ducto histórico que llevaba 27 años esperando a ser construido estará listo el próximo año.

Tras una supervisión realizada al avance de la obra, el gobernador reiteró que, si bien este proyecto traerá otros 5,000 litros por segundo de agua a Nuevo León, no hay que bajar la guardia, por lo que agregó es importante seguir cuidando el agua.

“Vamos a terminar el año que entra proyectos que tenían décadas, en puros planes, en maquetas, me va a tocar el año que entra inaugurar un ducto de 100 kilómetros que va a traer el doble de agua a la ciudad.


“El tema hídrico vamos a paso veloz, más rápido no se puede, este proyecto que ordinariamente se pudo haber tardado 3 años va a salir en uno, lo único que pedimos a cambio es que todo el mundo nos ayude a cuidar el agua, porque hay que ser sinceros y responsables, no hay ducto, no hay presa, no hay sistema que aguante una comunidad que tire el agua”, dijo García Sepúlveda.


Durante la supervisión el gobernador estuvo acompañado con otras autoridades como el alcalde de Juárez, Francisco Treviño; el director de Agua y Drenaje de Monterrey, Juan Ignacio Barragán; el director general del Organismo de Cuenca del Río Bravo de Conagua, Luis Carlos Alatorre, entre otras autoridades.

Al llegar a la obra, Barragán explicó la fabricación de las tuberías y algunas especificaciones de este acueducto que parte del municipio de China llega a Juárez hasta la potabilizadora de San Roque.

“El proyecto de fabricación de la tubería de diámetro de 84 pulgadas tiene una longitud de 12 metros y se seleccionaron 2 tipos de espesores, 5 octavos y 3 cuartos, es una diferencia respecto al Cuchillo I, el acueducto del Cuchillo I todo es 5 octavos.


“Sin embargo, la experiencia del Cuchillo I y los tramos que hemos encontrado con debilidad y nos han generado fugas, nos han demostrado que en algunas zonas se requería un espesor mayor”, agregó Barragán.


El director de Agua y Drenaje de Monterrey explicó que, si bien esto tendrá un costo más alto, evitaría que se presenten fugas.

“Nos dimos cuenta que en los puntos donde llega y sale de las estaciones de bombeo es preferible tener una tubería de un espesor mayor, aproximadamente un 30% de la tubería es 3 cuartos, evidentemente implica un costo mayor, pero nos fa mayor seguridad en cuanto no vaya haber fugas en el tiempo, me refiero en décadas”, explicó el director de Agua y Drenaje.

COMPARTE ESTA NOTA

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de INFO7