Protegen políticos a pedrera Matrimar

El que no se haya logrado el retiro de la pedrera Matrimar de la sierra de Picachos es porque los dueños están 'protegidos' por sus relaciones políticas

  • Por: Andrea Rodríguez
  • marzo, 31, 2022 07:28
  • Comentarios

Si a pesar de años de lucha de comuneros, activistas y representantes populares, no se ha logrado retirar a la pedrera Matrimar de la sierra de Pichachos, de Cerralvo, de la cual se han aportado muchas pruebas de que daña el ambiente, es porque los dueños están "arropados y protegidos" por sus relaciones políticas, acusaron la activista Liliana Flores Benevides y el senador Víctor Fuentes.

Es de dominio público que esta empresa es propiedad de los hermanos, José Santos e Ignacio Martínez Gutiérrez, los cuales tienen parentesco con el alcalde de Cerralvo, Baltazar Martínez Montemayor y su hijo Baltazar Martínez Ríos, quien le antecedió en dicho cargo.

Ambos socios mayoritarios son primos Martínez Montemayor y, por ende, tíos de Martínez Ríos que es exalcalde, aunque en este segundo caso también es su padrino.

También, se sabe que tienen como "cabildero" a José Luis Santos Martínez, exalcalde de Lampazos y exdiputado local.

Pero, además, el 20 de mayo del 2019, Martínez Ríos, armó una protesta a su favor y fue apoyado por los alcaldes panistas de los municipios rurales de Agualeguas, General Treviño, Melchor Ocampo y Parás, junto con los diputados locales, Beatriz de los Santos, de Morena y Juan Carlos Ruiz, del PAN.

Ellos acudieron a la Sedesu a pedirle al procurador de Medio Ambiente, Ricardo Raúl Pedraza, frenar la ampliación de la zona protegida y dar luz verde a pedrera.

Empresa niega beneficios

La pedrera Matrimar, ubicada en la Sierra de Picachos, aseguró que no requiere de protección de políticos y aseveró que no contamina la zona natural al argumentar que tienen "infraestructura de última generación y realizan un manejo sustentable" de sus procesos.

Esto lo señalaron en una carta que enviaron luego de que se dio a conocer que, según activistas y legisladores, la pedrera que tienen en Cerralvo devasta una zona rica en biodiversidad y contamina y consume altas cantidades de agua.

"Matrimar no necesita de protecciones políticas, nuestra empresa siempre se ha conducido con apego a la ley, así como operado con base en estudios técnicos y de impacto ambiental. Por el contrario, reprobamos que intereses políticos o comerciales busquen provocar inestabilidad a los 500 empleos ofrecidos por Matrimar, cuando quienes los impulsan ni siquiera han sido capaces de refutar la solidez de nuestros estudios ambientales", agregaron en la carta.

 

COMPARTE ESTA NOTA

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de INFO7