La suerte les sonrió; de kinder humilde a millonario

Gracias a la donación de un empresario la humilde escuela, que consta de una choza y dos aulas, ganó uno de los 100 premios de $20 millones de pesos, en la rifa del avión presidencial

| 17/09/2020 | ionicons-v5-c06:47 | - Olivia Martínez |

Nuevo León.- La deteriorada escuela, que gano $20 millones de pesos en el sorteo del avión presidencial, es más bien una choza de madera con techo de lámina, y se ubica a unos 210 kilómetros de Monterrey.

El plantel educativo, localizado en la comunidad de El Yervaniz en Aramberri, Nuevo León, oficialmente carece de nombre, pero se le conoce como la escuela “Gustavo Díaz Ordaz”.

La suerte les sonrió; de kinder humilde a millonario

Aunque por la pandemia se dispuso que las clases fueran por televisión o por la vía digital, aquí la enseñanza es presencial: los maestros del Conafe acuden cada lunes y jueves ante la imposibilidad para dar las clases por vía digital y dada la falta de conectividad eléctrica en las casas.

 

te puede interesar

El único salón es pequeño y además de su función de ser templo del conocimiento también sirve como bodega del material de construcción, que quedó tras edificar recientemente dos aulas nuevas y cuatro pequeños sanitarios, espacios que no han podido usarse porque quedaron inconclusos ante la falta de recursos.

 

te puede interesar

La suerte les sonrió; de kinder humilde a millonario

Los pequeños estudiantes, como Verónica, que cursa segundo año de primaria, platicaron de lo que les gustaría hacer con el premio.

La suerte les sonrió; de kinder humilde a millonario

“Que pongan resbaladillas, no hay Internet... pediría más cosas: sillas, mesas, juegos”, expresó la pequeña Verónica.

Kimberly, alumna de preescolar, comentó, en su inocencia, que a ella le gustaría que su escuela se viera “más” bonita. “Se ve muy bonita... me gustaría que se viera más, que hubiera resbaladillas, columpios, computadoras, más (ilustraciones) con letras, números, para colorear”, enfatizó Kimberly.

Por su parte, el señor Jorge Pecina, padre de familia, considera que el dinero del premio debe usarse para mejorar el plantel y también en mejorar la infraestructura básica de la comunidad.

Ayer, a la escuela llegó la delegada de los programas sociales en la entidad, Judith Díaz, pero, según los habitantes de la comunidad, ella sólo les ratificó que el plantel se había ganado uno de los 100 premios de $20 de millones de pesos, pero no les especificó cuándo se entregará ni tampoco en que se usará.

La suerte les sonrió; de kinder humilde a millonario

 

 

te puede interesar

 

comentarios


Ver Más de Historias de Nuevo León