Resuelven feminicidio 46 años después por una taza de café

La investigación terminó con la captura de David Sinopoli de 68 años de edad quien presuntamente apuñaló en al menos 19 ocasiones a la joven Lindy Sue Biechler.

  • Por: Redacción INFO7
  • julio, 22, 2022 16:10

En 1975, las autoridades de Lancaster, Pensilvania, Estados Unidos iniciaron con la investigación de un feminicidio sin embargo, fue hasta 46 años después que el caso quedó esclarecido. 

Las indagaciones terminaron con la captura de David Sinopoli de 68 años de edad quien presuntamente apuñaló en al menos 19 ocasiones a la joven Lindy Sue Biechler de 19 años. 

Fue gracias a los avances en la genética y la atención de una empleada de laboratorio, quien utilizó el ADN de una taza de café en la escena del crimen para determinar que los antepasados del probable responsable eran de un pueblo del sur de Italia.

Después de revisar los registros centenarios y registrar a Sinopoli, la laboratorista entregó la información a las autoridades de Lancaster.

Sinopoli fue detenido este domingo 17 de julio en su casa, está acusado de homicidio sin derecho a fianza y se encuentra en la prisión del condado.

"Honestamente, sin eso, no creo que lo hubiésemos resuelto", comentó el fiscal del distrito.

De acuerdo con la carpeta de investigación, Biechler fue encontrada sin vida en su departamento la noche del 5 de diciembre de 1975; se absolvieron a docenas de personas, y el caso se "enfrió".

Cabe mencionar que el semen encontrado en la ropa interior de la víctima se envió a un laboratorio en 1997, pero el perfil no arrojó coincidencias.

Finalmente con la nueva tecnología, la laboratorista Cece Moore y su compañía, comenzaron a buscar los indicios bajo una estrategia "novedosa".

Los datos arrojaron que el sujeto responsable tenía raíces en Gasperina, un pueblo en la región de Calabria en Italia; lo que proporcionó una avance en el caso.

"Había muy pocas personas viviendo en Lancaster que tenían la edad, el sexo y el árbol genealógico correctos", comentó Moore.

La forma en cómo consiguieron el ADN fue por medio de una taza de café que Sinopoli había tomado, y posteriormente había tirado, por ello al conseguir la taza, se comparó con el ADN encontrado en la ropa interior de la víctima y los perfiles coincidieron.

Con información de El Horizonte

INFÓRMATE EN 2 MINUTOS

COMPARTE ESTA NOTA

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de INFO7