Mexicana en Catar se libra de la cárcel y de 100 latigazos



Paola Schietekat había sido acusada de adulterio, luego de que una denuncia de abuso se tornara en su contra.

  • Por: EFE
  • Abril 03, 2022, 20:34

El caso de la economista, politóloga y antropóloga mexicana Paola Schietekat, abusada sexualmente en Catar y quien, tras denunciar el caso, fue condenada a 7 años de cárcel y a recibir 100 latigazos, se resolvió favorablemente luego de que un juez de aquel país concluyó el procedimiento penal.

En un comunicado, la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE) explicó que en la audiencia del 3 de abril, la abogada de Schietekat 'sometió a la consideración del juez y del procurador fiscal los argumentos legales de defensa', por lo que el juez determinó 'dar por concluido el procedimiento penal'.

La SRE recordó en el texto que el 7 de junio de 2021 Schietekat sufrió una agresión en Catar por parte de un individuo que ingresó en su vivienda.

Tras ser denunciado por la mexicana por irrupción en domicilio y agresión, el acusado, procurando atenuar los cargos en su contra, alegó que eran una pareja sentimental, lo que derivó en que las autoridades cataríes iniciaran una investigación por el delito de 'convivencia fuera del matrimonio', una falta grave bajo la legislación local.

Ante ello, dijo la Cancillería, la Embajada de México en Catar proporcionó protección consular a la ciudadana mexicana, además de acompañamiento en el proceso de denuncia y apoyo de interpretación, y concretó las gestiones para facilitar su salida de territorio catarí.

Además, por instrucciones del canciller Marcelo Ebrard, a partir de su reunión con ella el 18 de febrero de 2022, el Gobierno de México cubrió los honorarios de su abogada para la etapa procesal del juicio y robusteció su defensa con el apoyo de la Consultoría Jurídica de la SRE.

De acuerdo con su relato, que contó a diversos medios de comunicación en febrero pasado, el pasado 7 de junio de 2021, un conocido suyo de origen latino entró en su departamento en la noche y la agredió físicamente, aunque ella logró defenderse, lo que le provocó moretones en el brazo izquierdo, el hombro y la espalda.

Tras los hechos, acudió a la Policía acompañada del cónsul de México en Catar, Luis Ancona, para interponer una denuncia, pero al no dominar el idioma árabe ninguno de los dos, la denuncia se tornó finalmente en su contra.

Entonces fue acusada de tener una relación fuera del matrimonio con el presunto agresor, lo cual está penado en aquel país y, debido a ello, le impusieron una condena de 100 latigazos y 7 años de cárcel.

La pena no se concretó gracias a que Schietekat logró salir de Doha y viajar a México, pero tuvo que dejar 'su trabajo soñado', lo que consideró una injusticia.

COMPARTE ESTA NOTA

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de INFO7