Lo despiden por sospecha de Covid; era malestar estomacal

Una épica batalla legal protagonizaron un hombre y sus expatrones, quienes lo despidieron al sospechar que tenía Covid; sin embargo, tenía un mal estomacal

  • Por: Redacción INFO7
  • septiembre, 18, 2021 18:45

Canadá.- Un polémico caso de despido injustificado se registró en Canadá, donde un hombre fue echado de su sitio de trabajo luego de sufrir un episodio de diarrea, causando que sus jefes sospecharan que el sujeto había contraído el virus de Covid-19.

Sin embargo, el afectado no cruzó los brazos e interpuso una demanda a sus expatrones, la cual resultó favorable para el primero, que pudo recuperar su puesto.

Esta inusual batalla legal terminó en julio; sin embargo fue esta semana que el caso se reveló a la sociedad canadiense.

Todo empezó en noviembre de 2020, cuando Jeremy Arnot, limpiador industrial, se encargaba junto con sus colegas de asear un molino en la ciudad de Crofton.

En el viaje hacia esta ciudad, el hombre consumió unas alitas de pollo en su cuarto de hotel, provocando que se pusiera mal al día siguiente y estuviera toda la jornada con episodios de diarrea.

Un día después, Jeremy se presentó a laborar, sin embargo, no aguantó mucho tiempo y presentó de nuevo problemas estomacales, por lo que volvió al hotel donde se alojaban.

A pesar de tener este problema de salud, el hombre decidió comer algo con una amistad en otra ciudad, mientras que sus superiores le habían pedido confinarse y hacerse una prueba de coronavirus.

El empleado marcó al número de asistencia médica que le proporcionó la empresa; no obstante, demoró mucho en la línea, por lo que colgó y se hizo por su cuenta una prueba, la cual resultó negativa.

Hasta aquí todo parecía ir bien para Jeremy, pero no sabía que la empresa lo iba a despedir por insubordinación. El alegato de la compañía para tomar esa decisión se debió a que su trabajador no cumplió con las disposiciones, violó el confinamiento, y no proporcionó los resultados de su prueba.

Vino el contraataque, el empleado demanda a la empresa

Jeremy no se quedó con los brazos cruzados e interpuso una demanda ante el Tribunal de Arbitraje tras lo sucedido.

El resultado del juicio resultó favorable para el empleado, quien se reincorporó a su sitio de trabajo... aunque su patrón como quiera lo suspendió cinco días por "deshonestidad" durante la indagatoria.

De acuerdo con el árbitro, Paul Love, no existió claridad en los protocolos antiCovid de la empresa, además Jeremy no fue informado correctamente del proceso a seguir en este caso.

COMPARTE ESTA NOTA

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de INFO7