OpenA
Te encuentras en:
>
Primer Plano
Cultura

La "avanzada regia" del cine en Morelia

Martes 29 de Octubre 2019

Roberto Uriel

Tal vez suene aventurado decirlo así. Pero lo que se vio este año en el Festival Internacional de Cine de Morelia (FICM) sienta un precedente.

Por primera vez en este encuentro fílmico, uno de los más importantes no solo de México, sino del mundo, cuatro directores regiomontanos-nuevoleoneses fueron seleccionados para la competencia, tres para ficción y uno para documental. Pero además, la ciudad fue inspiración para otras creaciones cinematográficas, como el caso de la máxima ganadora del festival, "Ya no estoy aquí", del capitalino Fernando Frías.

Hablemos de los cineastas regios.

Carlos Lenin, quien nació en Linares, pero avecinando por varios años en Monterrey, presentó su ópera prima "La Paloma y el Lobo". Se trata de una arriesgada y cautivadora propuesta de cine puro, con estructura no lineal, que a base de potentes imágenes nos introduce en la vida de una pareja residente en la capital de Nuevo León (interpretada por Paloma Petra y Armando Hernández), que enfrenta los estragos del crimen organizado en su cotidianidad.

Con pulso pausado, sereno, mediante imágenes hermosas y terribles a la vez, postales difíciles de borrar de la mente capturadas por Diego Tenorio, la cinta va poniendo el dedo sobre la llaga de la violencia que tanto ha azotado no sólo a esta ciudad, sino a todo el país.

Aunque no resultó acreedora de algún premio, hay que destacar que éste fue su estreno nacional. Previamente había tenido su lanzamiento internacional en el Festival de Locarno, donde recibió el reconocimiento Swatch Art Peace Hotel.

Por otra parte, quien regresó al FICM después de 4 años fue Andrés Clariond, luego del éxito con "Hilda", que le dio a Verónica Langer el premio a mejor actriz. Ahora presentó "Territorio", su segundo largometraje de ficción, en el que explora la masculinidad y las particularidades que la rodean.

Vemos (también) a una pareja (Paulina Gaitán y José Pescina) que desean tener un hijo. Hacen los esfuerzos que la medicina permite, sin éxito, hasta que llevados por las circunstancias y la incursión al espacio íntimo (al igual que en "Hilda") de un tercer personaje, la historia va girando hasta golpearle de frente al protagonista.

También presentaron sus obras Sebastián Padilla y Diego Osorno, "Muerte al verano" y "Vaquero del mediodía", respectivamente. La primera es la ópera prima de Padilla, en la cual presenta la historia de Dante (Yojath Okamoto), un joven que ha formado un grupo de heavy metal con sus amigos, y son invitados para ser una de las seis bandas teloneras de Necrosis, la agrupación de death metal más importante de todos los tiempos. Pero llega a sus vidas Lucy, una joven rockera de la cual todos se enamoran al mismo tiempo. El amor se conjuga en el escenario de una ciudad industrial marcada por la violencia. Una película que puede encajar en la clasificación coming of age.

Por su parte, el experimentado periodista y cineasta Osorno regresa a la escena fílmica con "Vaquero del mediodía", documental centrado en la historia de Samuel Noyola, el poeta a quien Octavio Paz calificó como el más inspirado de su generación, y que fue visto por última vez en 2008. Hoy es objeto de su búsqueda, en el panorama de las miles de desapariciones en México.

Y no podemos dejar de hacer mención especial de la máxima ganadora del FICM, "Ya no estoy aquí", de Fernando Frías de la Parra, una película de ficción que aborda una de las manifestaciones de la contracultura más fuertes y con mayor arraigo de México, las pandillas "Colombia" de Monterrey, haciendo una escala en el tema de la migración.

Pocas veces, pero muy efectivas, se ha llevado al cine esta temática tan rica en matices e historias, recordemos "Cumbia callera", de René Villarreal, la cual por cierto compitió en la edición 2007 de Morelia.

Sin embargo, en esta ocasión, el director originario de la Ciudad de México se introdujo como nadie a los recovecos de ese Monterrey que, bajo el abrasante Sol, convive diariamente con el resto de los sectores urbanos que pueblan la Sultana del Norte. El resultado es un cautivador retrato, un vertiginoso viaje de emociones.

Ulises es el joven líder de una banda llamada "Los Terkos", quien víctima colateral de la violencia a causa del crimen organizado alrededor del año 2010 en la capital de NL, se ve obligado a abandonarlo todo: su ciudad, su familia, su pandilla y sus montañas. Salva su vida huyendo a Estados Unidos. Pero lo que siempre lleva consigo es su música, esas cumbias rebajadas que nos transportan a Monterrey.

Ante la soledad de su travesía y al enfrentarse al paisaje neoyorquino de acero y cemento es precisamente la música su aliada para poder abrirse paso. El personaje de Ulises es interpretado por Juan Manuel García, quien no es actor profesional.

Es pues una exploración que, si bien idealiza la estancia en las pandillas, presenta la realidad social y económica de Monterrey, que merecidamente se alzó con el Premio del Público y el Ojo a la Mejor Película por parte del jurado del Festival. Se estará presentando como parte de los mejor del festival en diversos sitios en la Ciudad de México, y esperemos llegue próximamente al resto del país.

En el marco del FICM también se proyectaron otras películas que de una u otra manera están relacionadas a la Sultana del Norte, como "Cindy la regia", de Catalina Aguilar Mastretta, basada en el personaje del monero Ricardo Cucamonga, y "Esto no es Berlín", de Hari Sama, cuya coproductora es la regiomontana Ale García Guzmán. Cabe destacar, además, el premio Ojito a la mejor actriz para Mariana Treviño, por su participación en "Polvo", de José María Yazpik.

Así, al menos durante la realización del FICM 2019, se dio una importante presencia del cine regio que esperemos continúe su fuerte presencia en los certámenes y espacios no sólo del país, sino del mundo.

** Presencia regia en ediciones anteriores del FICM:

2007

"Cumbia callera, "René U. Villarreal"

"Cochochi", Israel Cárdenas (regio) y Laura Amelia Guzmán

2014

"Dólares de arena", Israel Cárdenas y Laura Amelia Guzmán.

"Hilda", Andrés Clariond

Otras editoriales