OpenA
Te encuentras en:
>
>
>

El 'Gallina' de Diego Alonso

Ocasión existió, la situación se presentó, pero Diego Alonso no la aprovechó

 Azteca 7 Deportes - 20/05/2019 03:15 p.m.
aumentar texto  reducir texto
ZoomEl Gallina de Diego Alonso

Foto: Twitter @Rayados

INFO7

Por: Eder Rodríguez

Cuantas veces escuchamos el dicho “en el lugar indicado, en el momento justo, ni antes, ni después”. Así le sucedió al entrenador del Monterrey, a quien pese a sus buenos resultados en la Liga MX, aficionados y medios de comunicación lo catalogan como un técnico timorato, pecho frío y con falta de agallas para explotar el cien por ciento las cualidades de Rayados.

¿Alonso tenía las ganas de llegar a la final o no?... ¡un gol de la pandilla hubiera hundido las posibilidades de los Tigres!… Pero el nacido en Montevideo no se atrevió, como diría mi abuelo “el corazón se le arrugó”.

¿Qué pasó?

Lo que sucedió era para que Alonso diera de que hablar a nivel nacional e internacional y quitarse la etiqueta de entrenador medroso, temeroso en pocas palabras, gallina.

La jugada fue cerca del minuto 52´, dramáticamente “El Trapito” Marcelo Barovero levantó la mano derecha, puso la rodilla izquierda en el piso y con el balón a 25 metros de distancia de la portería encendió la alerta en el banquillo.

Barovero ya no siguió… ¡El mejor hombre del Monterrey está lesionado!… qué desgracia para Rayados… inmediatamente todo el mundo comentó… ¿y quién es el arquero suplente del Monterrey?… pues Cárdenas… ¿Cárdenas?

Era la oportunidad para que el de Ahome, Sinaloa, saliera por primera vez a sus 25 años a jugar un partido de liguilla. ¡Y qué partido de liguilla!

¡Alonso no tiene los tamaños para ser diferente!

Pero si bien el ex jugador de Zacatepec y los Gallos Blancos de Querétaro, que busca como refuerzo la Jaiba Brava del Tampico Madero tuvo las cualidades para afrontar el resto del encuentro con creces, la pregunta es: ¿qué hubiera pasado si Alonso se hubiera quitado el miedo de marcar diferencia con valor en el pecho?

Monterrey necesitaba un GOL, un GOL para complicarle la vida a los felinos y casi seguro estoy de dejarlos ¡E L I M I N A D O S!

Era lo que tanto ha buscado Alonso, dejar de ser el cuidadoso entrenador que conocemos, para convertirse en un ¡cabrón lleno de valor!, Alonso tenía en la banca a Cárdenas, el portero; César Montes, Defensa; Edson Gutiérrez, defensa; Maximiliano Meza, mediocampista; Jonathan González, mediocampista, y como delantero Ángel Zaldívar, quien terminó por no entrar a la cancha.

El partido se paralizó por un minuto y en mi mente voló la idea… es el momento de Alonso, que meta a “Nico” Sánchez, Vangioni a Layún, a quien se aviente de portero en las cascaritas, que lo meta bajo los tres palos, porque un gol de Tigres no interesa y Rayados necesita un gol para sentirse en la final.

Pero “el hubiera no existe, ni sus frases, ni sus letras, ni pensamientos”, pero se hubieran imaginado a Ángel Zaldívar entrar por Barovero, ¡Alonso te hubieras convertido en un entrenador con muchos HUEVOS Y MACHACADO.

La mitad de los que te critican te elogiarían, la otra mitad te tildaría de ¡LOCO!… pero si ese GOL que le faltó al Monterrey hubiera llegado, tendrías a todo el planeta de pie, pensando en cómo cambiaste la etiqueta de GALLINA por la de GALLO.

Twitter @eder_info7

COMENTARIOS
*Nombre

 Seguir  Marca esta casilla para recibir una notificación cuando alguien más comente sobre esta noticia.
Comentario
A fin de mantener la buena conducta, queda estrictamente prohibido cualquier insulto, amenaza o insinuación hacia cualquier persona. No se permite el lenguaje difamatorio, ilegal, obsceno, ofensivo o faltas de respeto.

(*) El comentario debe de ser breve y no exceder de 1024 caracteres.
Gracias
Aviso de privacidad
Cerrar