Te encuentras en:
>
Belduque
Misterio

Para avanzar hay que desmitificar

Lunes 24 de Agosto 2009

Belduque

Varios científicos han resuelto el aparente misterio de la máquina de Antikitera, y de ser una "oopart" (artefacto fuera de lugar), se descubrió que es una obra de los antiguos griegos del siglo II a.C. Cada vez que un aparente misterio es resuelto y desmitificado por la ciencia, la humanidad avanza y sale un poco más de ese neo-oscurantismo en que algunos han querido sumergirla.

Y no es para menos, pues la investigación es lo que nos ha sacado de esa turbia penumbra que rodea todo lo aparentemente misterioso y sin resolver. Algo que tanto científicos como investigadores de misterios han realizado por años para dar una mejor calidad de vida y de conocimientos a la sociedad, y en si a la humanidad entera, pues entre más fenómenos o cosas de apariencia inexplicable son resueltas, la humanidad avanza un escalón más en su desarrollo intelectual.

Si queremos avanzar como sociedad, evolucionar como entidades pensantes y racionales, tenemos que poner los pies muy firmemente sobre la tierra, para luego poder abrir la mente y los ojos al mundo y a todo lo que tengamos que enfrentar. Pero solo ubicándonos dentro de la certeza y la objetividad que nos dan las evidencias y pruebas sustentables es como podremos dar estos grandes pasos para poder salir de la penumbra de las creencias y la desinformación.

A veces me parece algo casi ridículo que existan personas que se especializan en generar y divulgar todo tipo de desinformación distractora, mistificante e intoxicante, pues lo único que hacen es dañar y afectar de manera negativa el conocimiento que se tiene sobre el mundo y sus fenómenos. Muchos de estos individuos utilizan algunos argumentos de apariencia científica o dados por personas con algún título académico o militar para dar realce a sus comunicados y publicaciones, pero eso es solo una apariencia para poder engañar más fácilmente a los incautos que creen en los boletines o mensajes que tengan títulos muy rimbombantes.

Es verdad, ya casi cualquiera puede poner un sitio web y publicar cuanta falacia sustentada con sofismas se le ocurran o escuche por ahí, y no falta el que compra su espacio en los medios, o lo invitan, para ponerse el título de "investigador" o algo similar para buscar fama en lugar de realmente ponerse a indagar y buscar respuestas a los temas de misterios. El hacer un espectáculo de los temas paranormales, ovnis, fantasmas y todo lo relacionado con ellos, es algo que es denigrante para quienes recurren a este tipo de charlatanería, pero desafortunadamente también afectan a los que realizan este oficio con gran profesionalismo, ética y dignidad.

Las cosas hay que decirles por su nombre, o como se le puede llamar a la gente que solo se la pasa publicando falsedades y mentiras, como por ejemplo, afirman que los círculos de las cosechas, supuestamente, son creados por extraterrestres, pero si ni siquiera han sido capases de demostrar la presunta presencia de dichos extraterrestres en el mundo, algo que muchos desearían, hasta los científicos estarían interesados en esto. Es como si quisieran volar, sin ni siquiera poder caminar. Pero se "defienden" con la clásica retórica de "quien tenga la mente abierta que crea", y la repiten sin cesar y sin pensar. Olvidan, o quieren olvidar que esto no es de creer o no creen en ellos, o en lo que digan, es que un hecho de este índole tiene que ser certificado por todos los medios para no faltar a la verdad y no auto engañarnos.

Las excusas y explicaciones sustentadas en cuestiones personales, afectivas, emocionales y creencias, no tienen lugar en un tema que tiene que ser investigado con rigor científico, pues así lo amerita, pues no es cualquier cosa, no es algo insignificante para no tratarlo con seriedad, aunque algunos falsos ufólogos así lo muestran por su falta de objetividad en sus casos. La verdad es simple, se tiene que indagar profundamente, pero lejos de tendencias o posturas basadas en ideologías sustentadas en emotivas creencias, que solo satisfacen a un reducido grupo de personas.

El conocimiento tiene que ser abierto y libre para todos, así como todos deben de poder probarlo para verificarlo y corroborarlo, pues esto es lo que hará valiosa la investigación y toda su documentación resultante. Si alguien dice que hay extraterrestres en el mundo, o que los ovnis son naves extraterrestres, debe de demostrarlo, no nada más lanzar la piedra y esconder la mano. Eso solo es escandalizar y distraer a la gente, y generar una pérdida de tiempo muy lamentable. Las supuestas evidencias que estos "estudiosos" argumentan distan mucho de ser irrefutables e innegables. Tanto las ooparts (artefactos fuera de lugar), como los testimonios y las imágenes presentadas de presuntos ovnis, siendo objetivos, son muy poco contundentes para poder justificar y demostrar la hipótesis extraterrestre. Hace falta más para poder demostrarla, y debe existir en alguna parte, solo falta indagar más y esperar. Los que llevan la delantera, aunque no les guste aceptarlo a algunos, son científicos dedicados a la astrobiología y a la radioastronomía relacionados con proyectos similares al SETI y a la Sonda Kepler.

Qué más quisiéramos muchos que esto fuese tan sencillo, pero no es así, y no debemos dejar de lado, por la emoción del momento al toparnos ante un caso de ovnis, la capacidad inquisitiva que todos los humanos tenemos por naturaleza propia. Hay una gran campaña de desinformación mistificante y distractora sobre el tema de los ovnis y los extraterrestres, y esta argüida por personas, que aunque lo nieguen, obtienen cierto beneficio, que al parecer podría ser mucho más turbio y oscuro de lo que aparenta.

Algunas personas que están interesadas en estos temas de manera noble y honesta han caído en las redes de estos agentes de desinformación, estos han corrompido y sometido sus ideas, hasta su lógica y racionalidad, haciéndose que estos se nieguen a ser analíticos y pensantes, obedeciendo ciegamente los dictados de estos pseudo-informadores "fuera de línea" que solo basan sus boletines y comunicados en datos tergiversados y manipulados.

¿Qué nos cuesta exigir veracidad? En realidad, nada nos cuesta. Entonces hagámoslo, en foros, en conferencias, en programas de radio o televisión, exijamos veracidad en la información dada sobre este tema. No permitamos que vejen la inteligencia humana con argumentos y evidencias de mediocre calidad. Muchos reporteros, periodistas, científicos e investigadores soñamos con la posibilidad de, algún día, poder dar el encabezado de "Sí existen los extraterrestres", y poder mostrar a todo mundo las evidencias y pruebas verificables por todo mundo, para que ya no tenga que creer en un mito, sino que esté totalmente seguro de esto, y esté enterado de sus explicaciones lógicas y racionales.

Ya no hay negación del tema, simplemente ahora somos más estrictos y conscientes de la realidad, por lo mismo exigimos total veracidad, o sea, que nos hablen con las evidencias por delante.

Exige explicaciones, no te quedes con la duda.

Que tengas un desmitificante día.

srbelduque@gmail.com

Otras editoriales